COICOM Internacional

ESPERA LO MEJOR POR PARTE DE DIOS

Espera lo mejor por parte de Dios

¡Dios está de tu parte! ¡Él desea que triunfes en todo lo que haces!

Si tu vida no está llena del gozo y de fe en Dios, entonces esta carta es para ti, porque Dios te ha dado todo lo que tú necesitas para vivir una vida victoriosa. Esto lo demostró cuando envió a su hijo Jesucristo a morir por nosotros para ser perdonados y para que nosotros tuviésemos una vida abundante,

Para ello, necesitas comenzar por tu actitud, esperando que cosas buenas vengan a tu vida. Cuando lo haces honras al Señor. Hay algo en esperar lo mejor por parte de Dios que indica tu verdadera convicción acerca de quién es Dios es tu vida.

Dios, como buen padre, desea lo mejor para sus hijos. Cuando nosotros tenemos fe y esperamos lo mejor por parte de Dios, aumenta nuestra paz y afecta nuestras acciones. La fe en Dios tiene el poder de cambiar tu actitud acerca de la vida. Cuando tienes fe animas a otros y el optimismo es contagioso. No existe nada como la fe en Dios y en Su deseo y poder de ayudarnos para ponernos optimistas.

No sé si has observado que la gente que tiene una gran fe es también la más feliz de la vida y la gente que más ayuda a otros. ¡A todos nos gusta estar rodeado de gente optimista! Cuando tienes fe en Dios, tienes las fuerzas para afrontar las dificultades más grandes que puedan venir a tu vida.

En realidad, sin fe es imposible agradar a Dios, ya que cualquiera que se acerca a Dios tiene que creer que él existe y que recompensa a quienes lo buscan. Hebreos 11:6 NVI

¿Cómo puedes vivir una vida llena de fe y optimismo?

Comienza por renovar tus pensamientos y durante el transcurso del día, satura tu mente con las promesas de Dios. Nada puede cambiar mejor tu actitud que el tener pensamientos basados en la Palabra de Dios, escritos para darnos confianza y seguridad. Hay más de 7,000 promesas en la Biblia y cuando aplicas esas promesas a tu vida, te darán fe para enfrentarte con cualquier cosa que se presente en el transcurso del día.

¡Cuántos de nosotros hemos escuchado el dicho que dice: “Dime con quién andas y te diré quién eres”! Necesitas asociarte con gente de fe positiva. Si andas con gente cínica, sarcástica o negativas, ellas te contaminarán y te infectarán con sus tendencias negativas. Si quieres ser una persona de gran fe, de grandes expectativas, necesitas encontrar personas que ayuden a elevar tu fe.

Me despido con las palabras que se encuentran en Romanos 8:31. Si Dios está de nuestra parte, ¿quién puede estar en contra nuestra?

Cary Palmon Ministries:  inspiracion@carypalmon.org  / ww.CaryPalmon.org

Dejar un comentario

Dejá un comentario