COICOM Internacional

COMO TENER SALUD FINANCIERA

COMO TENER SALUD FINANCIERA

“El que es fiel en lo muy poco, también en lo más es fiel; y el que en lo muy poco es injusto, también en lo más es injusto”.

Lucas 16:10

Jesús hablo más acerca del dinero que del cielo o el infierno. De hecho, más del 30% de todas las parábolas que Jesús contó son acerca del dinero. ¿Por qué? Porque el dinero puede dominar nuestras vidas.

Si no aprendes a administrar tu dinero, él dinero estará administrándote a ti. Pasamos gran parte de nuestro tiempo pensando en ello, trabajando para conseguirlo, gastándolo, ahorrándolo o invirtiéndolo. Es por ello que tenemos que recordar estos cuatro principios.

Todo pertenece a Dios: Realmente no tienes nada. Todo el universo pertenece a Dios. En Colosenses 1:16 dice “Porque en él fueron creadas todas las cosas, las que hay en los cielos y las que hay en la tierra, visibles e invisibles”. Dios simplemente te lo presta por el tiempo que estas aquí en la tierra para que lo administres.

Dios usa el dinero para probarme: Dios no da automáticamente sus bendiciones a alguien. Primero te pone a prueba para ver donde esta tu corazón y confianza. En Lucas 16:11 dice “Si no son confiables con las riquezas mundanas, ¿quién les confiará las verdaderas riquezas del cielo?” Antes de darte poder espiritual, Dios te daré algunas posesiones materiales para probarte.

El dinero es una herramienta: El dinero no es ni bueno ni malo, ni correcto ni incorrecto. El dinero es una herramienta que se utiliza para los propósitos de Dios. En Hechos 20:35 dice “Deben ayudar a los necesitados, y recordar las palabras del Señor Jesús, que dijo: Más bienaventurado es dar que recibir”. El dinero no es para acapararlo, es una herramienta para bendecir.

Un día le daré cuentas a Dios: Un día habrá una auditoría sobre mi vida. No solo cómo usé mi dinero sino mi talento, mente, redes sociales, etc. En Romanos 14:12 dice “Así que cada uno de nosotros tendrá que dar cuentas de sí a Dios”. Realmente no importa si tienes mucho o poco. Lo que importa es qué estás haciendo con lo que has recibido y si Dios puede confiarte más.

CONCEPTO IMPORTANTE

Todos podemos tener salud financiera. En la Biblia no existe el concepto de que algunos están destinados a ser más ricos y otros más pobres. Los principios de Dios declarados en su palabra son aplicables a todos, no importando quien soy.

Si soy fiel con un poco, Dios podrá confiar en mí con más. Si solo tienes un poco de dinero o talento, pero dices que lo vas a usar para bien y para Dios, Dios aumentará tus posesiones. La salud financiera es posible lograr si aplicamos los principios de la palabra de Dios.

No podrás llevarte ni un solo recurso al partir de esta tierra, pero si puedes enviarlo al cielo por adelantado al bendecir a otros. Nadie podrá escaparse de rendir cuentas de todo lo que Dios ha confiado en sus manos.

MOTIVO DE ORACIÓN

Señor Jesús hoy vengo delante de ti para reconocer que no he estado aplicando tus principios acerca de los recursos que tú me has confiado. Hoy vengo a pedirte que me ayudes para ser fiel en lo poco. Por favor pon en mi un espíritu generoso para dar a otros de lo mucho que me has dado.

Dejar un comentario